Ocasiones imaginadas – Capítulo 14, por Claudia »

«Con un estremecimiento, Kyo se dejó llevar hasta que no quedó espacio entre ellos, acurrucándose contra el pelirrojo, haciendo más estrecho su medio abrazo cuando Iori hizo una suave caricia entre sus mechones castaños.»

«Con un estremecimiento, Kyo se dejó llevar hasta que no quedó espacio entre ellos, acurrucándose contra el pelirrojo, haciendo más estrecho su medio abrazo cuando Iori hizo una suave caricia entre sus mechones castaños.»


Leave a Reply